Obviar el contenido
Young professional woman intern student noting in notebook studying at home office, teen girl writing essay or preparing for test exam with laptop, copywriter freelancer making list planning tasks

Estudiantes: ¿cómo mantenerse motivados durante el año escolar?

Consejos para estudiantes 21 septiembre 2021

Tras un exitoso primer año, Kate, que estudia Humanidades y Ciencias Sociales, compartió con nosotros su experiencia, tan rica en aprendizajes como intensa en trabajo 📚.

¿Lo más complicado según ella? Mantener la motivación para estudiar a pesar del ritmo acelerado y la siempre intensa carga de trabajo 🤯.

Entre la procrastinación y el estrés, los efectos de la desmotivación pueden tener consecuencias negativas en tu vida personal como estudiante. Pero no te preocupes, muchos estudiantes pasan por esto y finalmente encuentran soluciones. Entonces, ¿cómo puedes encontrar la motivación para trabajar?

¡Aquí tienes todos los consejos de Kate! Podrás experimentar con múltiples métodos para que la motivación te acompañe durante todo el año. 💪

1. Recrea un entorno favorable al trabajo:

Elige bien tu espacio de trabajo

El entorno en el que trabajas influye directamente en tu forma de estudiar y en las ganas que tienes de repasar. Por eso, te aconsejamos que elijas bien tu lugar. Para Kate, los lugares más motivadores son:

  • Su escritorio o habitación. Sí, ¡así es! Pero con algunas condiciones. Para no tener la tentación de hacer otra cosa que no sea estudiar, prepara su espacio de trabajo ordenándolo. Así, no hay posibilidad de encontrar una distracción. Sí, nosotros también nos hemos encontrado ordenando nuestra habitación de arriba a abajo para no ponernos a trabajar 😝.
    De hecho, cada vez es más adepta al minimalismo, un estilo reducido para conseguir un espacio menos desordenado. Más que una moda, se han destacado varios beneficios como el aumento de la concentración.
  • La Biblioteca Universitaria es el templo del repaso. No hay nada como estar rodeado de una decena de estudiantes, en un ambiente tranquilo, para motivarte a trabajar. El efecto grupo puede tener un poder extraordinario para animarte a trabajar. Así que, haz la prueba 😉.

Pero lo más importante a la hora de elegir tu lugar de trabajo es que se corresponda con tus necesidades.

En efecto, trabajar en casa te permite repasar cómodamente, con total libertad, con la posibilidad de recitar en voz alta o incluso de caminar para aprender. Pero por contra, hay más tentaciones.

Por otro lado, la biblioteca puede parecer más rígida, pero puede permitirte establecer un marco de trabajo para progresar más rápidamente al poder concentrarte más fácilmente. Y, como dice Kate, te sentirás menos solo rodeado de gente que pasa por lo mismo que tú.

Inspírate

Interesarse por las buenas prácticas es una muy buena idea. En Internet hay muchos expertos que están encantados de compartir sus consejos.

Kate ha optado por apoyarse en los consejos de estudiantes que están en su misma situación para descubrir nuevas formas de aprendizaje.

También tiene una cuenta de Instagram específica, dedicada exclusivamente a encontrar consejos para estimular el trabajo. Le permite guardar posts instructivos que quiere volver a ver más tarde.

También ve vlogs de estudio (vídeos de repaso), sobre todo al principio de una sesión de estudio. Este entorno de videos la ponen en buena predisposición para estudiar. Por ejemplo, es muy sensible a la música tranquila y relajante que la ayuda a mantenerse concentrada. También siente que está trabajando con otra persona, ¡lo que la motiva aún más!

2. Utiliza materiales de repaso agradables

Para algunas personas, la estética de los apuntes y las hojas de trabajo es un verdadero motivador. Si es tu caso, como el de Kate, no dudes en crear materiales de trabajo bonitos 🌈 Lo bueno es que, además de hacer algo estético, es probable que tu memorización del curso sea mejor porque te habrás tomado el tiempo de releer y repasar las lecciones antes de los exámenes. Pero para ello, ten cuidado de no centrarte sólo en la presentacíon, sino también en el contenido ⚡.

Además, más allá del aspecto estético, para que tus sesiones de repaso sean digeribles, te aconsejamos que organices tus lecciones sobre la marcha:

  • Ponerte al día con las partes que te faltan de las clases lo antes posible.
    Si es necesario, pide a tus amigos que te envíen sus lecciones con la aplicación SCRIBZEE, que permite escanear los apuntes de OXFORD. Al igual que Kate, comprobarás que es mucho más rápido que un escáner y que el resultado es mucho más cualitativo que si haces una foto con tu teléfono. Además, te las pueden compartir desde Scribzee y tu añadirlas a tu app.
  • Clasificando tus apuntes en cuanto se termina un tema. Coges todas las hojas y contenido de tu curso (sí, sí incluso los que dejaste tirados en el fondo de tu mochila durante varios días 😬) y los clasificas. Te ahorrará buscar por todas partes La página que te falta de tu clase de historia-geografía el día antes del examen 🙈 Kate incluso escanea sus apuntes más importantes con la app SCRIBZEE para asegurarse de no perderlos nunca y poder encontrarlos fácilmente en las carpetas que crea, tenerlos accesibles en momentos de repaso (en el trayecto, antes del examen, el fin de semana, o en cualquier tiempo de espera).

3. Trabaja en grupo

Ayudarse mutuamente

Los amigos son un apoyo infalible. Tienen el poder de hacer más agradables las situaciones más críticas. Así que no dudes en pedirles ayuda 🆘 :

  • En cualquier caso, compartir tus sentimientos sólo te hará sentir mejor. Sin duda, sentirás que todos estáis en el mismo barco. Y sentirse rodeado de otras personas durante el periodo de revisión es bueno para motivarse y encontrar fuerzas para volver a trabajar.
  • En el mejor de los casos, los que han entendido bien el tema podrán explicártelo con sus propias palabras para que sea más fácil de asimilar. Y si vas con retraso en el repaso, podrán aconsejarte sobre qué partes debes trabajar primero.

Adopta métodos de repaso divertidos

El estudio puede ser rutinario y no siempre agradable. Así que, ¿cómo puedes evitar procrastinar cuando las sesiones de repaso son una tras otra?

Un consejo, probado y aprobado por Kate, es cambiar el formato de revisión. En lugar de seguir siempre el mismo ritmo de repaso, ¿por qué no optar por una revisión activa?

Pero, ¿qué son las revisiones “activas”? Son sesiones de estudio en las que intentas recordar la respuesta a una pregunta haciéndote preguntas. El principio es sencillo: descomponer el temario en varias preguntas, como las que te pueden hacer en el examen, e intentar responderlas sin hacer trampas 🙊.

Este método es eficaz porque:

  • Haces el esfuerzo de recordar y anclas la información en tu memoria.
  • Identificas más fácilmente las nociones que no dominas y te permite ahorrar tiempo al centrarte en ellas.
  • Este método es divertido, por lo que no te aburres 🤗

¡Este método de repaso funciona especialmente bien con las flashcards! Y puedes repasar con tus amigos para tener más interacción o solo para estar más concentrado.

Flashcards on a desk with the SCRIBZEE app

4. Haz descansos

Esto puede parecerte obvio y, sin embargo, muy pocos estudiantes se toman verdaderos descansos durante las sesiones de trabajo/revisión. Y Kate está de acuerdo en que, durante los periodos más intensos, parece difícil o incluso imposible darse un respiro. Pero es precisamente en esos momentos cuando te sentarán mejor.

Tomarse tiempo para uno mismo es esencial. No sólo le dará un descanso a tu mente, sino que también te permitirá ser más productivo durante tus sesiones de trabajo. Porque después de unas horas de trabajo, la tentación de desconectar es fuerte… y más aún con todas las pantallas que nos rodean.

Entonces, ¿cómo puedes encontrar el equilibrio adecuado entre trabajo y bienestar?

Kate recomienda la aplicación Forest. El principio es sencillo. Basado en la técnica Pomodoro, que consiste en trabajar en franjas de tiempo limitadas, te permite definir un periodo de tiempo durante el cual quieres trabajar sin parar. Forest te motiva porque un árbol virtual crece durante la franja horaria que has establecido. Cuidado, si tocas tu teléfono, morirá: un elemento disuasorio, ¿verdad? Por el contrario, una vez terminado el tiempo de trabajo, ¡puedes tomarte un descanso! 😍

Hacer pausas de quince minutos puede ser suficiente para recargar las pilas y salir aún más motivado. Durante estos descansos, sólo hay una palabra clave: ¡darse un capricho! Hacer deporte, darse un baño, ver un capítulo de una serie, cocinar, dar un paseo en bicicleta, … son posibilidades que te ayudarán a conseguir tu objetivo: ¡estudiar de forma eficiente para poder disfrutar aún más después!

La conclusión para mantenerse motivado durante todo el año:

No dudes en poner en práctica los magníficos consejos compartidos por Kate, pero también en buscar tus propias fuentes de motivación. Y si tienes un poco de flojera, no olvides que muchos estudiantes están en la misma situación que tú, ¡no estás solo! Lo tienes todo para triunfar así que no pierdas el ánimo 😊. Y no dudes en compartir con nosotros tus trucos y consejos, seguro que tienes algunos que funcionan fantásticamente.

Share :